Es hora de mudarnos

Bien dicen que luego de los lugares chiquitos o pueblitos sale gente muy buena y bien preparada, que además es difícil que se les olvide de dónde vienen.

Existe un pueblito en el que hay 30 habitantes, es Cerezales del Condado en Castilla y León.

Detalles especiales

El pueblito ha logrado seguir bien gracias a la generosidad de uno de sus antiguos habitantes, Antonio Fernández, que nunca olvidó el lugar del que salió. Ayudar a los que viven ahí era tan importante, que cuando murió, el empresario dejó 200 millones de euros como herencia a todos los que viven ahí.

Antonio contaba que vivió una infancia con mucha pobreza, por eso con el tiempo se fue preparando hasta que emigró a México y se convirtió en productor de cerveza.

Tumba a la vista

Gracias a su talento en el trabajo, logró acumular mucho dinero y jamás olvidó sus raíces. Antes de morir siempre buscaba mejorar el pueblo. Renovó todas las tuberías, arregló el cementerio, la carretera, iglesias y restaurantes.

Rocas famosas

Su última voluntad fue que la gente de Cerezales adquirieran todo ese dinero para que no tuvieran que pasar por pobrezas.



Comentarios

TE PUEDE INTERESAR

El primer perdedor del año

Efes de la muerte

Podrá reducir notablemente el consumo de tinta y papel

Papel inteligente que se puede borrar y reutilizar

Podrá reducir notablemente el consumo de tinta y papel

Es elástica, además puede distinguir entre el frío y calor

Revelan piel artificial capaz de sentir

Es elástica, además puede distinguir entre el frío y calor