Cafetería "íntima"

Hoy en día, emprender y poner nuevos negocios está de moda y muchos jóvenes buscan ideas diferentes y locas para lograr llamar la atención y tener éxito.

Es el caso de Bradley Charvet que busca poner una cafetería muy diferente a las demás con un servicio en especial.

Charvet es el creador del Fellatio Café que busca dar un servicio único y diferente a sus clientes, usar robots para dar sexo oral.

Bradley buscaba usar mujeres para realizar esta labor, pero comenzó a tener problemas ya que pese a que hay leyes que en Ginebra permiten la prostitución, es una ciudad muy conservadora . En Suiza se permite el intercambio sexual por dinero, aunque no se puede realizar en establecimientos públicos.


Por ésta razón, su plan tuvo que dar un giro a favor de la innovación tecnológica y usará robots de mujeres, está pensando en cobrar cerca de 60 dólares para un servicio de 15 minutos.

Otro de los problemas a los que se ha enfrentado es a la crítica de personas conservadoras y cree que el usar robots haría que hasta esas personas conservadoras lo pensaran 2 veces.

¿Ustedes qué creen? ¿Pagarían o no?


Comentarios

TE PUEDE INTERESAR

Superando el miedo a las alturas

¡La altura es poco!

Superando el miedo a las alturas

El amor les llegó a los 90 años

¡Nunca es tarde!

El amor les llegó a los 90 años

Se tatúa la carta de su abuela

No me olvides

Se tatúa la carta de su abuela