En México se cree en limpias que en la ciencia

Los mexicanos somos muy creyentes e incluso procuramos preservar nuestras tradiciones, pero un porcentaje importante de la población cree más en las limpias y los amuletos que en la propia ciencia.

Exactamente un 72.59% de las personas confía la fe, así lo reveló la encuesta sobre la Percepción Pública de la Ciencia y la Tecnología en México 2011, elaborada por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y el INEGI.

Otro dato también revelado es que 72.24 % de las personas reconoce la acupuntura, la quiropráctica, la homeopatía y las limpias como medios para el tratamiento de algunas enfermedades.

De acuerdo con la chaman Carla Cerezo precisa que un chamán se divide en animales de poder, que son en los que ellos confían, y tienen diferentes características, por ejemplo, su animal es un águila, por lo tanto, tiene como amuleto una de sus plumas que es la que la protege, es su fuerza, la que la conecta con el cosmos.

Los amuletos, explica, son objetos a los que se les confiere un poder, por ejemplo "si me dices, me encontré esta piedra en Teotihuacán y desde que la tengo me ha dado mucha suerte, le estás dando ese poder a la piedra y la conviertes en tu amuleto.

Si alguien busca los servicios de un chamán, estos pueden variar de 100 o 200 pesos, pero existen chamanes que cobran hasta tres mil pesos por limpia.

La chaman Carla Cerezo señala que las personas deben ser prudentes, no caer en fanatismo, y cuidar en no caer en manos de personas sin escrúpulos, a quienes entreguen mucho dinero y exponen su integridad física, monetaria y anímica. Cada quien decide en que creer, y por lo visto México es un país muy creyente pero no debe cargarse por esta clase de actividades.


Comentarios

TE PUEDE INTERESAR

#Frases De Un Seductor

#Top Ten: Frases De Un Seductor

#Frases De Un Seductor

¿Te han dado ganas de orinar en el sexo?

Que no te vuelva a dar pena, esto es sumamente normal

Así dieron el grito en una primaria

“¡Viva México! ¡Viva el América!”

Así dieron el grito en una primaria