Despiden a trabajador por bloquear GPS con bolsa de papas

El electricista fue descubierto tras fugarse más de una vez a la semana por dos años

¿Alguna vez te has escapado del trabajo sin que tu jefe lo supiera? Un empleado australiano lo logró, obstruyendo la señal de GPS de su PDA, que debía llevar consigo y fue descubierto años después.

Tom Collela es el nombre del electricista canadiense que usó una bolsa de papas, forrada de aluminio, para evitar que lo localizaran y fue hasta que su jefe recibió una carta anónima, cuando supo que se escapaba para jugar golf.

De acuerdo con VICE, Tom se escapó al menos 140 veces en dos años, pues era capitán de un equipo de golf y uno de los electricistas más experimentados de la empresa, pues ganaba cerca de 84 mil dólares mensuales, por lo que fue despedido de inmediato.

Por si fuera poco, el hombre demandó a la compañía, sin embargo, tenían la prueba más contundente de todas en su poder: la bolsa de papas que usaba para bloquear la señal.

Tan ingenioso como cuidadoso, Tom recibió su merecido, además fue avergonzado, pues su historia ya dio la vuelta al mundo.


Comentarios