Compró carrusel de 114 años de antigüedad y ahora debe una fortuna

Un click extra lo arruinó todo

David de Leon / Unsplash

Carl Vince, dueño de Prestige Auctions Gimsby, dice que uno de sus hobbies favoritos es el de comprar atracciones históricas. Él estaba en una subasta de este tipo de objetos cuando salió un carrusel construido en 1904. El hombre estaba en su ordenador haciendo ofertas por otros objetos, pero cuando se disponía a cerrar la computadora apretó sin querer el botón de pujar, colocando una cantidad de 180,000 libras por el carrusel, como 4 millones 700 mil pesos.

El hombre estaba esperando que alguien más pujara pero nadie lo hizo, quedándose con la atracción. La gente que estaba físicamente en el evento aplaudió a Carl por llevarse el objeto.

Ese no fue sólo el problema, y es que si le sumas los impuestos que tuvo que pagar, la cifra ascendió a 245,000 libras que son como 6 millones y medio de pesos. Los organizadores dijeron que la única forma en la que no tenga que pagar por el carrusel es si sale una oferta mayor por el objeto.


Comentarios