Una mujer explotó contra una tienda de dulces por lo que le vendieron a sus hijas

La mujer se puso furiosa, y es que sus hijas compraron caramelos sabor cereza

Una mujer estaba de compras junto con sus dos hijas y decidió darles dinero para que fueran a comprar dulces a una tienda. Bethany de 12 y Maisie de 7 entraron a la tienda a ver que encontraban. Cuando regresaron con su mamá, la mujer se puso furiosa, y es que sus hijas compraron caramelos sabor cereza con forma nada apropiada para unas niñas de su edad.

La tienda vende dulces y juguetes, pero también tiene una sección para adultos, la mayoría son objetos de broma. La mujer decidió regresar a la tienda pero no le pidieron ni siquiera una disculpa. La encargada de la tienda dijo que no se dieron cuenta de que eran niñas las que compraban los dulces porque había sido un día muy ajetreado y que los caramelos ya estaba oficialmente eliminados de la tienda.


Comentarios