Su cabeza queda atorada en una calabaza

Todo por hacerse la chistosa

Su cabeza queda atorada en una calabaza. 

Parecía un día normal en la familia haciendo calabazas para Halloween. Lo que nadie esperaba era que a la hija mayor de esta familia se le ocurriría meter su cabeza dentro de una de las calabazas. Afortunadamente la chica podía respirar así que fue un buen momento para que su familia se divirtiera un poco.


Comentarios

Comentar