los40 mexico menu
  • LISTA DE LOS40
  • PROGRAMAS + -
  • VIDEOS
  • PODCAST
  • ARTISTAS
  • MÚSICA
  • VIRAL
  • TECNOLOGÍA
  • CINE / TV
  • TARJETA 40
  • WDM RADIO AWARDS
  • EL EVENTO 40
  • Theresa McCulla, la mujer que le pagan por beber cerveza

    Ella vive el sueño de muchos

    Muchos hemos soñado con beber cerveza y que nos paguen por hacerlo, e incluso sería aún mejor si recorriéramos todo un país bebiendo, pero mientras nosotros lo soñamos, Theresa McCulla lo vive, ya que por encargo reciente de un museo de Washington, ella se dedica a recorrer Estados Unidos llevando la historia de la cerveza a todos.

    La mujer de 34 años, fue contratada principios de enero, por el Museo Nacional de Historia Americana como historiadora de la cerveza. El "empleo con más onda del mundo", tituló entonces la prensa estadounidense. Theresa McCulla, exfuncionaria de la CIA, dice que haber sido catapultada a un medio ultramasculino, cuyo peso equivale a unos 100.000 millones de dólares, implica estar siempre bajo observación.

    "Es absolutamente un trabajo con onda", admite, sentada en su mesa de trabajo en el museo. Pero "tengo que convencer a la gente de que es (un trabajo) serio", asegura a la AFP.

    "Las personas piensan que es apenas un empleo divertido. Es divertido, pero también supone mucho trabajo", resalta la "orgullosa feminista", que pretende hacer notar la contribución de las mujeres al auge de esta industria.

    Theresa recalca que el objetivo de su trabajo no es realizar exposiciones: están previstas solo dos presentaciones de objetos por año. El objetivo en sí es construir un archivo de la historia de la cerveza.

    Por el momento es el Oeste la región que la atrae. Antes de ir a Colorado a principios de mayo, bebió algunas jarras en California en el encuentro de "Fundadores de cervecerías artesanales". Por otro lado, McCulla ve en California al nuevo Eldorado de la cerveza, sobre el modelo de lo que la Napa Valley representa para el vino.

    Debido al crecimiento constante de cervecerías que abren en todos los rincones del país, la pregunta que ella se hace es "¿quién perderá clientes?, ¿las grandes o las pequeñas", Theresa McCulla es consciente de que antes de que termine su misión, dentro de tres años, el mercado habrá cambiado radicalmente.


    Comentarios