los40 mexico menu
  • LISTA DE LOS40
  • PROGRAMAS + -
  • VIDEOS
  • PODCAST
  • ARTISTAS
  • MÚSICA
  • VIRAL
  • TECNOLOGÍA
  • CINE / TV
  • TARJETA 40
  • WDM RADIO AWARDS
  • EL EVENTO 40
  • Vader Inmortal, Reseña de un videojuego Sith

    Sentirse Jedi nunca fue tan fácil y breve

    Vader Inmortal es un juego por el que cualquier persona debería probar un PlayStation VR. Digo probar y no comprar porque aunque es un juego que cumple con la fantasía de millones de fanáticos de Star Wars: hacerte sentir como Jedi o Sith Lord, con todo y la fuerza incluida y de paso tener como maestro a no otro que el mismísimo Sith de Siths, Darth Vader el recorrido por los tres episodios de Vader Inmortal es uno tan efímero y corto que podría dejar a muchos con una ligera decepción, en especial, por su precio.

    Eso no significa que Vader Inmortal sea un mal juego de PSVR, al contrario, es uno de los mejores juegos de realidad virtual que actualmente existen en el mercado. Uno que he tenido la oportunidad de jugar tanto para Oculus Quest y ahora en su debut para el caso de PlayStation 4.

    Su problema radica en que más que un juego, es una experiencia cinematográfica corta y sin mucho reto para los gamers más exigentes, fuera del universo de los Dojos (de los cuales hablaré más adelante).

    ¿De qué trata? El juego es escrito por el guionista y cineasta David S. Goyer (Blade, Dark Knight Trilogy, Man of Steel), que narra la historia de un contrabandista (tu personaje) que coincidentemente es capturado junto a su androide ZO-E3 y llevado al planeta Mustafar, fortaleza de Darth Vader.

    La trama de los tres episodios sucede en la línea de tiempo de Star Wars entre las películas Star Wars Episodio III: La Venganza los Sith y Episodio IV: Una Nueva Esperanza. Sin dar muchos spoilers de la historia, pronto descubres que eres algo más que un simple contrabandista y que tu futuro, te guste o no, estará muy relacionado a los planes del mismo Darth Vader.

    El juego te llevará a surcar desde las típicas bases de todas las películas de Star Wars, enfrentar Stormtrooper, hasta explorar templos, luchar contra criaturas mitológicas y por supuesto tener duelos con sables de luz.

    Modo de juego

    Más que una experiencia que va de batalla en batalla, Vader Inmortal sí permite al jugador explorar (de cierta forma) el universo que lo rodea. Las dinámicas del juego te llevarán a ejecutar movimientos que van desde arrastrarse, hasta escalar por riscos y diversas estructuras y resolver acertijos sencillos.

    La inmersión y gráficos del juego son una de las mejores experiencias, pues da la libertad al jugador de sentirse realmente en el escenario. Una recomendación a quienes jueguen: traten de hacerlo en un espacio abierto para evitar chocar con objetos alrededor de tu espacio físico.

    Los controles de navegación son simples y el mismo juego te da la posibilidad de manejar el nivel de movimiento para ayudar a todos esos usuarios que llegan a sufrir vértigo o mareo con los juegos de VR. Ojo deshabilitar ciertas funciones de movimiento puede afectar la experiencia.

    Sin embargo, lo más importante son las batallas. Y aquí es donde Vader Inmortal excede cualquier expectativa, el juego no solo te deja utilizar un sable de luz con total libertad y cambiando entre una mano y otra, sino que además incorpora la mecánica de la Fuerza para controlar y lanzar objetos y enemigos.

    Si bien durante la batalla tu posición es de cierta forma estática, las combinaciones que puede hacer al pelear hacen que la experiencia no solo sea inmersiva sino muy entretenida. Rebotar láseres con tu sable de luz, usar enemigos de escudo o poder defenderse (en forma de parry) de enemigos realmente te hacen sentir como un guerrero con la fuerza con una misión específica.

    La cual coincide con una historia que si bien no grandiosa, es claramente mejor que los últimos tres episodios de Star Wars que te arrastra a que esos momentos del clímax del juego tengan un sabor mucho más heroico y emocionante.

    Nada es para siempre, pero falto un poco más

    Como gamer llevo ya un rato jugando juegos de VR, primero en PSVR y eventualmente en Oculus Quest. Y aunque nunca he sido de esas personas que pueden jugar por horas, porque tiendo a sufrir vértigos o mareos, si reconozco que Vader Inmortal fuera un juego más largo.

    Los tres episodios te durarán poco menos de una hora por capítulo y dado que el juego busca que la experiencia sea agradable tanto para ti, como para tu tío que creció viendo los primeros episodios en su infancia y que con trabajos manda stickers de WhatsApp, no esperes complejidad o mucho reto. Las veces que me tocó “morir” fue más por mi torpeza de caminar sobre lugares en los que no debería que por una batalla.

    Esto fue particularmente frustrante para mí, pues, aunque aún no existen muchos juegos de VR originales realmente largos, como Skyrim y Resident Evil 7, la experiencia fue demasiado efímera en comparación con otros juegos de la plataforma con un costo similar.

    ¿Cómo se justifica entonces el Replay Value? Con los Dojos de Darth Vader. Cada episodio tiene una serie de sesiones de entrenamiento que no solo te enseñarán los básicos del juego, sino que te retan a completar la sesión con determinado daño y tiempo a fin de desbloquear objetos como cristales para tu sable de luz y algunos extras.

    Y aunque el Dojo es el pretexto perfecto para mostrarle a tus amigos tu PSV y lo que puede hacer y de paso hacer llorar al fanático de Star Wars que no tiene uno, para mí fue algo que perdió interés rápido, pues aunque la sesión aumenta en complejidad, tarde o temprano se vuelve repetitiva.

    ¿Diferencias entre PSVR y Oculus Quest?

    Gráficamente ambos juegos son idénticos. Sin embargo, el Oculus Quest tiene una enorme ventaja que PSVR: la libertad. Al ser el primero un casco de VR que no tiene que estar conectado a nada girar 360 grados para entender bien tu entorno se logra de una forma natural y simple, en cambio en el caso de PlayStation VR aunque el cable es bastante largo en varias ocasiones me vi en la necesidad de pasar el cable para evitar tropezar, matando de cierta forma la inmersión.

    Un punto a favor para la versión del PSVR son los controles, aunque los mandos del Quest son ligeros, los del Motion Controllers del PlayStation tiene justo una forma de mando de sable de luz por lo que a momentos me sentí en mejor control en ciertas batallas.

    Conclusión

    Si eres fanático de Star Wars seguro ya lo tienes o no sé qué estás esperando, pero si no lo eres, Vader Inmortal es un juego que debes comprar si es que ya hiciste la inversión de un PSVR. Es una gran historia, inmersiva, bien escrita y entretenida.

    Pero Vader Inmortal no es el juego de VR que pueda justificar la compra de un PSVR por su precio (ya sea que lo veas por episodio o en paquete), ya que te dejará deseando un poco más.

    Sin embargo, el título sí deja bien claro dos cosas. La primera es que los juegos de VR son algo más que demos cortos, sin chiste ni historia. La segunda es que a medida que la tecnología progrese en estas plataformas nuestros sueños de jugar y sentirnos como nuestros héroes favoritos se harán realidad.

    Calificación: 8

    Por Carlos Fernández De Lara @chachacharly


    Comentarios