los40 mexico menu
  • LISTA DE LOS40
  • PROGRAMAS + -
  • VIDEOS
  • PODCAST
  • ARTISTAS
  • MÚSICA
  • VIRAL
  • TECNOLOGÍA
  • CINE / TV
  • TARJETA 40
  • WDM RADIO AWARDS
  • EL EVENTO 40
  • A sus 22 años, joven se liga las trompas de falopio para no tener hijos nunca

    Ailín Cubelo Naval lo sabía desde niña, no quería hijos

    Vivimos en una sociedad que quiere establecer reglas de comportamiento y decisiones iguales para todos. Quienes quieren salirse de esa ideología, son fuertemente criticados. Pero a esta joven argentina no le importaron los prejuicios y decidió tomar la decisión más importante de su vida, la de operarse para no tener hijos.

    Ailín Cubelo Naval contó su historia. Desde pequeña no entendía por qué sus amigas hablaban de jugar a ser mamás y ella simplemente no sentía esa necesidad.

    TE RECOMENDAMOS: Mujer de 51 años dará a luz a su propio nieto

    Pasaron los años y su convicción no cambiaba. Ahora, en un tema serio, Ailín estaba segura de que dar a luz y la maternidad misma no eran para ella. Por esa razón, a los 21 años decidió que se ligaría las trompas de falopio para no poder embarazarse.

    Pero la primera clínica de fertilidad a la que asistió la rechazó por ser tan joven. Aseguraron que cambiaría de opinión en unos años por lo que hasta le solicitaron la firma de un psicólogo para asegurar que estuviera totalmente consciente de esa decisión.

    "Me fui llorando del consultorio ese día [...] ¿Qué es lo malo de no querer tener hijos? ¿Cuál es lo terrible?", se preguntaba la joven cuando le negaron su derecho a decidir sobre su propio cuerpo.

    Pero luego de recomendaciones encontró a una ginecóloga que no la cuestionó por nada. Agendó una cita y a los quince días ya le habían hecho el procedimiento.

    Ailín asegura que su decisión no cambiará y que su novio respeta su decisión porque sabe que al final ella es quien se embaraza.

    "[Embarazarse] no debería ser una imposición social. Aunque la gente diga 'yo tengo hijos porque quiero, no creo. Mucha gente sí pero otra gente es por inercia. Se juntan, se casan y dicen 'bueno, es la hora de tener hijos'", concluyó.


    Comentarios